Érase una vez un extintor…

Partimos de los materiales de los que disponemos por nuestra actividad principal: reciclaje de Extintores Fuera de Uso. A partir de ellos, nos planteamos cómo darles vida de nuevo, cómo aprovechar esos objetos y contribuir (humildemente) en dos acciones fundamentales para la preservación del medio ambiente.
En primer lugar, aprovechando los viejos extintores incrementamos el valor de sus componentes tras el despiece. Contribuimos a no incrementar innecesariamente el volumen de desechos con el que cada día castigamos y empeoramos nuestro hábitat natural.
En segundo lugar, evitando la utilización de nuevos materiales, contribuimos a minorar el negativo impacto que la extracción de nuevas materias primas produce sobre nuestro cada vez más esquilmado planeta.
Estamos orgullosos de que tanto en Recexval, como en La Trastienda by Recexval, cada una con su actividad, estamos contribuyendo de manera activa a la cada vez más necesaria tarea de preservación del estado de nuestro entorno natural y medioambiental.

1. Recibimos extintores para reciclar En Recexval, cada mes reciclamos miles de extintores fuera de uso. Una vez recuperados, valorizados y descontaminados, algunos de ellos ( por sus características) merecen un plus de vida: Los convertimos en lámparas. Así nace la trastienda by Recexval.
2. Desmontaje de extintores Cada extintor fuera de uso, pasa por un proceso de: RECUPERACIÓN, DESCONTAMINACIÓN y ADAPTACIÓN ARTESANAL a su nueva función como producto.
3. Montaje de lámparas Una vez terminado el proceso, nos encontramos con un nuevo producto. Hemos añadido un PLUS , una segunda vida a los extintores.

Entra en nuestra selección y… elige la tuya

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR